¿Qué es la “miniaturización”?

0
3599
miniaturización

¿Qué es la “miniaturización”?

La miniaturización de cabello es un fenómeno en el que las hebras de cabello se vuelven más delgadas, más cortas, más frágiles, débiles o con cada uno de los sucesivas fases de progresión a través del ciclo de crecimiento del cabello. Con el tiempo, el proceso de miniaturización conduce a la aparición de vello fino o pobre. En algunos casos, el vello puede dejar de crecer por completo. No importa cuál sea la causa, el pelo miniaturizado es una de las condiciones más comunes que, en última instancia, conduce a la calvicie de patrón masculino o femenino. Puede tratarse eficazmente cuando se diagnostica temprano, y ayudar a la persona afectada a experimentar una mejor calidad de vida.

 

El ciclo de crecimiento del folículo piloso, consta de tres fases: una fase de crecimiento (“anágen”), una fase de transición (“catágen”), y una fase de reposo (“telogen”). En los folículos pilosos susceptibles, la hormona dihidrotestosterona (DHT) puede, con el tiempo, causar que la fase de crecimiento del ciclo del cabello se acorte progresivamente. Como resultado, los cabellos producidos por estos folículos disminuyen en tamaño (diámetro y longitud) hasta que finalmente desaparecen. Este proceso se denomina “miniaturización” es el principal mecanismo en la alopecia androgenética o calvicie genética.

Hay varias razones por las cuales el proceso de miniaturización de cabello puede empezar. A continuación están las cinco causas principales de este fenómeno.

La genética. La causa más común de miniaturización de cabello es la alopecia androgenética, un tipo específico de pérdida de cabello que es a menudo heredado genéticamente. Según la NIH.gov, la alopecia androgenética afecta a un estimado de 35 millones de hombres Americanos así como varios millones de mujeres. El proceso de miniaturización del cabello comienza generalmente al retroceder la línea del cabello y de cualquiera de los lados de la cabeza a la altura de las entradas, creando la forma “M” por la que la calvicie de patrón femenino o masculino es más ampliamente reconocida. Miniaturización adicional puede ocurrir en la coronilla (parte superior) de la cabeza, dependiendo de la gravedad de la condición. Generalmente el cabello deja de crecer completamente si el proceso de miniaturización sigue haciendo al cabello más delgado y más fino, dando lugar a la calvicie total en la zonas afectadas.

 

DHT. La dihidrotestosterona, o DHT, es otra causa común de la miniaturización de los cabellos. DHT es una forma especial de la testosterona que se crea cuando la testosterona es sintetizada por la enzima 5α-reductasa. La velocidad a la que se produce esta síntesis y, por tanto, la cantidad de DHT en el cuero cabelludo, puede variar enormemente de un individuo a otro. Los altos niveles de DHT pueden tener un efecto adverso sobre la salud y la funcionalidad de los folículos pilosos, haciendo que disminuyan de tamaño con el tiempo. Finalmente, la DHT puede causar incluso que folículo piloso desaparezca. De esta manera, la DHT impulsa el proceso de miniaturización de cabello provocando lentamente que el folículo piloso sea incapaz de sostener el crecimiento normal del pelo.

 

Efluvio Telógeno. Efluvio Telógeno es un fenómeno en el cual el cabello entra prematuramente en la fase de reposo o fase telógena del ciclo de crecimiento del cabello. Como resultado, la zona afectada parece tener menos pelo a lo largo del tiempo. Cuando el cabello crece de nuevo, las hebras pueden ser más finas, evidenciándose las características del cabello con miniaturización. Las causas más comunes de efluvio telógeno incluyen el estrés, trauma físico, los medicamentos recetados, y deficiencia nutricional.

 

Deficiencia nutricional. El cabello es como cualquier otra parte del cuerpo, necesita la combinación correcta de proteínas, vitaminas, minerales y otros nutrientes saludables para el cabello para crecer. Deficiencias nutricionales pueden causar la miniaturización del cabello indirectamente, contribuyendo a mayores problemas de salud, por lo que es vital para mantener una dieta balanceada. Alimentos para el cabello sano deben incluir proteínas (el salmón es rico en omega3), carbohidratos sin gluten, vitaminas E y C, Biotina, zinc, magnesio y hierro.

 

El proceso natural del envejecimiento. El envejecimiento es quizás la causa más común de la miniaturización del cabello. Hay varias teorías del envejecimiento, los dos más conocidos son la teoría del desgaste y el desgarre y la la teoría de los radicales libres. Según la teoría del desgaste y el desgarre, hay un tiempo máximo para que nuestras células del cuerpo puedan funcionar naturalmente, después del cual comienzan a cesar su actividad debido al uso y el desgaste natural. La teoría de los radicales libres afirma que los radicales libres en las células del cuerpo tienen un enorme potencial para una actividad sostenida, sin embargo los seres humanos experimentan sólo una pequeña fracción de ese potencial debido al estrés oxidativo que nuestras células experimentan en una base diaria (radicales libres, la exposición a la luz ultravioleta, la contaminación, el estrés emocional, etc.) en ambos casos, los folículos pilosos son menos capaces de sostener el crecimiento del cabello con el tiempo, lo que lleva a la miniaturización de cabello, adelgazamiento y pérdida del cabello.

 

El cabello normal del cuero cabelludo crece en unidades foliculares compuestas de uno a cuatro (espesor completo) cabellos terminales. El cabello terminal en cualquier unidad folicular DHT-susceptible podría estar en distintas etapas de miniaturización, y por lo tanto ser de diámetros diferentes. Cuando suficiente pelo terminal se encuentra en un estado de miniaturización, parece existir un visible adelgazamiento del cabello en las áreas afectadas. Como más pelos en cada unidad folicular se miniaturizan, el proceso puede llevar a la calvicie total en esa área del cuero cabelludo.

 

Resistencia a la DHT

En algunas zonas del cuero cabelludo, la mayoría o la totalidad de las unidades foliculares tienen la predisposición genética a ser inmunes a los efectos de la DHT. Como resultado, estas zonas jamás podrían convertirse en miniaturizadas y el cabello permanecería en estas zonas del cuero cabelludo durante toda la vida. Esto ocurre más a menudo en la parte de atrás y en los lados del cuero cabelludo, apropiadamente conocida como la “zona permanente”, mientras que la parte frontal y superior del cuero cabelludo son las primeras áreas en experimentar el adelgazamiento y la calvicie.

Es debido a esta resistencia genética a la DHT en la zona permanente que la cirugía de trasplante de pelo puede ser un tratamiento eficaz para la pérdida del cabello. En un trasplante de cabello, las unidades foliculares se extraen de las áreas del cuero cabelludo permanente y luego implantadas en zonas con calvicie. Debido a un fenómeno conocido como “dominio del donante” estas unidades foliculares trasplantadas conservan su resistencia al DHT, incluso cuando se trasplantan a una zona que era anteriormente poblada por pelo afectado por adelgazamiento genético. Una vez trasplantadas, las unidades foliculares seguirán creciendo normalmente pelo terminal no miniaturizado de por vida de la persona. Ya que el cabello en la zona permanente proporciona los pelos donantes para su uso en la restauración quirúrgica del cabello, esta región del cuero cabelludo es también conocida como la zona donante.

 

La miniaturización de la zona donante

Con menos frecuencia, algunos pacientes experimentan miniaturización en la zona donante. Cuando la zona donante del paciente exhibe miniaturización, disminuyen las probabilidades de que sean candidatos para un trasplante de cabello. Trasplantar folículos pilosos que podrían eventualmente miniaturizarse y desaparecer niega la finalidad cosmética de un procedimiento de restauración de cabello. Aunque la miniaturización de la zona donante es relativamente rara en los hombres, es la norma en las mujeres que experimentan pérdida de cabello. Esto explica en parte por qué hay menos mujeres candidatos para la cirugía de restauración de cabello, en comparación con los hombres. Sólo las mujeres que tienen una zona donante estable son indicadas para la cirugía de trasplante de pelo.

 

 

La miniaturización en la zona donante también es un factor importante en la determinación de la edad apropiada en la cual el paciente es candidato para la cirugía de trasplante de pelo. En muchos pacientes con pérdida de cabello precoz, donde una gran cantidad de pérdida de cabello tuvo lugar cuando el paciente está en su adolescencia o principios/mediados de sus años veintes, es difícil y hasta imposible para el médico de restauración de cabello determinar si la zona donante va a ser, de hecho, estable en el tiempo, o si se llegará a miniaturizar. Si un cirujano realiza un trasplante de cabello en un paciente joven cuya zona donante experimentará eventualmente la miniaturización, luego el trasplante puede no tener el deseado efecto cosmético. No sólo eso, sino que el paciente se quedará con cicatrices por extracción en la zona donante de cabello sin el beneficio cosmético del cabello trasplantado permanente.

 

Contrarrestando los efectos de la DHT

Como la DHT es la causa principal de la calvicie de patrón masculino, ¿por qué no desarrollar una manera de evitar que la DHT provoque la miniaturización? Eso es exactamente lo que sucede con el medicamento Propecia (finasterida). Este bloquea la enzima 5-alfa reductasa tipo II de convertir la hormona testosterona en DHT. Con menores niveles de DHT en el torrente sanguíneo, menos unidades foliculares están expuestas a los efectos miniaturizantes de la DHT, y continúan produciendo sano y grueso cabello terminal.

Rogaine, un medicamento tópico sin receta para la pérdida de cabello también actúa contra los efectos de la DHT, pero va en un camino totalmente diferente. La DHT acorta la fase de crecimiento del ciclo del cabello, llevando a cada vez más pequeño y más fino cabello. La droga activa del Rogaine, llamada minoxidil, trabaja en la prolongación de la fase de crecimiento del ciclo del cabello. El resultado es menos unidades foliculares que experimentan miniaturización.

 

Ejemplos de miniaturización:

Vea a continuación tres ejemplos de diferentes intensidades de la miniaturización: la zona permanente con poca o ninguna miniaturización, miniaturización moderada, y extensiva miniaturización.

 

Ejemplo 1: La zona permanente

En el siguiente paciente, vemos un primer plano del lado de su cuero cabelludo, donde el cabello no se ve afectado por la DHT. Vemos principalmente grupos de pelos de espesor completo (llamado el pelo terminal) y unos pocos dispersos, finos cabellos vellosos, normalmente vistos en la zona donante. El puntero (izquierda) indica la ubicación en el cuero cabelludo en la vista cercana.

 

Mirando a la imagen anterior, se puede ver que la parte de atrás y los lados del cuero cabelludo del paciente (la “zona permanente”) no han sucumbido a los efectos de la DHT debido a la resistencia heredada genéticamente al DHT de los folículos en esa zona del cuero cabelludo.

 

Ejemplo 2: La miniaturización moderada

En el área de adelgazamiento (véase el círculo abajo), vemos que la mayoría del cabello se ha miniaturizado, aunque todo el cabello está todavía presente.

 

Ejemplo 3: Extensa miniaturización

En la región con calvicie debajo (un círculo en el centro del cuero cabelludo), existe una extensa miniaturización y sólo muy poca pérdida real de cabellos. Sin embargo, debido a la dramática adelgazamiento del diámetro del cabello, hay un aspecto de calvicie casi total en la zona, a pesar de la presencia de vello fino.

 

Lo que estos ejemplos demuestran es que, especialmente en las primeras etapas, la apariencia de la calvicie se debe a la disminución progresiva del tamaño del tallo del cabello causada por los efectos miniaturizantes del DHT, más que a la pérdida de cabello.

Esta es la razón por la que medicamentos contra la pérdida de cabello como Propecia (finasterida) o Rogaine (minoxidil), que pueden revertir el proceso de miniaturización, funcionan bien en la pérdida de cabello precoz y por qué, con pérdida de cabello precoz, un procedimiento quirúrgico generalmente no es necesario. Si los medicamentos fallan en restaurar suficiente cabello, o si un paciente elige no utilizar la terapia médica, entonces un trasplante de cabello puede ser considerado. Ciertamente, si una zona está completamente calva, los medicamentos no harán volver a crecer el cabello y la cirugía puede ser considerada como una primera opción.